Nacionales

Servini de Cubria denunció a Martín Soria por obstrucción en una causa por narcotráfico

La jueza María Servini de Cubría denunció al Ministro de Justicia y Derechos Humanos, Martín Soria y a la Directora del Servicio Penitenciario Federal,  María Laura Garrigós de Rébori, por obstruir una investigación por comercialización de droga en el Pabellón Universitario del Complejo Penitenciario Federal de la Ciudad de Buenos Aires, más conocido como la carcel de Devoto.

La denuncia fue realizada en septiembre del 2021 y encomendó una investigación que fue rechazada por el Servicio Penitenciario Federal (SPF) por carecer de las facultades necesarias.

Ante la respuesta del SPF, Servini de Cubría le solicitó a María Laura Garrigós de Rébori, directora del Servicio Penitenciario Federal, que se realizaran las tareas investigativas luego de explicarle cuál había sido la respuesta de sus subordinados.

Dos meses más tarde, la directora del SPF le informa a Servini que no contaban con el organismo pertinente para realizar la investigación. El argumento expresa ‘el organismo denominado como “Departamento de Inteligencia Penitenciaria”, también conocido internamente como “Unidad 50″, había sido disuelto por la intervención al Servicio Penitenciario Federal decretada el 10 de junio de 2020 por el Ministerio de Justicia y Derechos Humanos de la Nación y que, a la fecha, no se había creado una División que la suplantara o contara con las facultades legales y/o reglamentarias para dar cumplimiento a lo solicitado”.

Servini de Cubría decide solicitarle al ministro Soria que actue de oficio en la investigación, en la que designan a Federico Marimón, quién tras solicitar para su trabajo “un vehículo no identificable, personal computadoras, impresoras con insumos y un lugar físico con acceso a internet”, la jueza toma conocimiento de que Marimón fue designado por el mismo pabellón, y que ya contaba con un sumario interno por tareas de inteligencia realizadas bajo el gobierno de Mauricio Macri.

Tras la revocación de Marimón, el SPF nombra a Sonia Alvarez, subdirectora del SPF, al frente de la investigación, a pesar de que se encuentra involucrada en actividades ilegales ocurridas en la carcel de Ezeiza, por lo que el trabajo a realizar iba a ser insignificante dada su complicidad con los posibles hechos ocurridos en Devoto.

En la resolución firmada por Servini en la que relató los hechos la jueza señaló que: “…habré de destacar con vergüenza que a casi un año del inicio de las actuaciones y por inacción de las autoridades requeridas, la presente investigación se encuentra en el mismo estado que comenzara. Dicha circunstancia me permite concluir que, sin perjuicio de los numerosos intentos por parte de esta sede de tratar de acreditar y corroborar los extremos denunciados, existió una clara obstrucción que deberá ser investigada y que, en definitiva, se ve reflejada tanto en la falta de celeridad para actuar, como así también en la publicidad que tomó esta investigación, que debió haber sido de carácter reservada”.

Por eso la jueza hizo dos denuncias. Una contra Álvarez que fue remitida a la Cámara Federal de San Martín para que se investigue en un juzgado federal de Lomas de Zamora. Y otra contra Soria y Garrigós de Rébori “por la demora, obstrucción y divulgación de información reservada de esta investigación”. La última denuncia fue sorteada este lunes y le tocó al juez Julián Ercolini. Interviene en el caso el fiscal Guillermo Marijuán.

Show More

Noticias relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *