Provinciales

Comienza el paro del campo. Oposición rural rionegrina

El campo arranca el paro con la Mesa de Enlace fracturada. La medida de fuerza consiste en el cese de comercialización de granos con destino a industria y exportación, y de ganado vacuno para faena. La UTEP (rama agraria) de Río Negro rechazó la iniciativa de “los reyes de la soja”.

El paro comenzó en la medianoche del domingo y finalizará a las 0:00 del viernes 13. No contemplará cortes de rutas, pero la Mesa (CRA, Coninagro, Sociedad Rural y Federación Agraria) espera un «alto acatamiento» por parte de los productores. Y dijeron que la protesta «no provocará aumentos sobre los precios ni desabastecimiento».

Interna

La Mesa de Enlace llegó al primer día del paro con una de sus entidades, Federación Agraria Argentina (FAA), con dudas al momento de tomar esta decisión y ante la falta de consenso para plegarse a la medida, desde la entidad conducida por Carlos Achetoni tomaron la decisión de dejar «a sus bases libres de acción» para la protesta.

La semana pasada el anuncio del ministro de Agricultura, Luis Basterra, cumplió con el principal pedido de FAA que era política diferenciada en materia de derechos de exportación. Eso rompió la Mesa. Además, en el seno de la entidad se visualizaron resistencias, como los casos de Bases Federadas, encabezada por el ex presidente de la entidad Omar Príncipe y la negativa de Federación de Cooperativas Federadas (Fecofe), que advirtió que la medida era «netamente política y no expresa el mandato de nuestras bases».

Río Negro

La Unión de Trabajadores y Trabajadoras de la Economía Popular (UTEP), Rama Agraria, rechazó el paro de “los Reyes de la Soja”, que comenzará a partir del lunes a nivel nacional, por cuatro días. Calificaron a la medida que impulsa la Mesa de Enlace como “un intento de extorsión y desestabilización que algunos sectores concentrados y corporativos del agro han planteado”.

“Desde la UTEP agraria, junto a otras organizaciones donde confluimos miles de pequeños productores y productoras, comunidades campesinas e indígenas de todo el territorio argentino, queremos respaldar las políticas agro-alimentarias llevadas adelante por el gobierno nacional. El nuevo régimen de retenciones, además de estar aprobado por ley, beneficia impositivamente a más del 70% de los productores sojeros, además de impulsar y apoyar las economías regionales”, expresó la organización en un comunicado.

Adhieren el Movimiento de Trabajadores Excluidos (MTE-UTEP), el Movimiento Nacional Campesino Indígena – Vía campesina, la Federación Nacional Campesina, el Frente Agrario Evita, la Asamblea Campesina Indígena del Norte Argentino, la Agrupación Grito de Alcorta, el Movimiento Campesino de Liberación, la Unión de Trabajadorxs Rurales y la Asociación de Mujeres Rurales Argentinas.

Destacan que “quienes hoy llaman al paro por aumento de 3 puntos porcentuales solo aplicable a los 2600 más concentrados empresarios de la soja no tienen ningún interés ni compromiso con la situación de los medianos y pequeños productores y productoras. Entendemos que allí está expresada la voz de ellos, quienes fueron partícipes y beneficiarios por las políticas de devaluaciones y liberalización comercial del gobierno anterior, las cuales tanto han lastimado a nuestro pueblo. Muchos de ellos hasta hace unos meses ocupaban cargos en la administración pública y fueron garantes de la fuga de capitales y del crecimiento indiscriminado de una deuda que afecta el derecho a la alimentación de más de la mitad de los niños y niñas de nuestro país”.

Los pequeños productores y campesinos acuerdan con “la implementación de una política de retenciones segmentadas y de compensaciones sectoriales y regionales es, además de absolutamente justas y consensuadas, un paso esencial para una mayor justicia fiscal y distributiva, con miras en garantizar recursos para asegurarnos que nuestro pueblo coma y mejore la calidad y condiciones de vida de las familias de pequeños productores agropecuarios”.

Finalmente sostienen que “la soberanía alimentaria es una de las banderas que siempre hemos levantado y entendemos que las decisiones soberanas que el gobierno nacional pueda tomar con respecto a esto siempre serán apoyadas por nuestro sector. Los y las pequeñas productoras somos parte de la solución aportando todos los días nuestro trabajo, de sol a sol, produciendo los alimentos para las mesas de todos los hogares de nuestro país”.

Show More

Noticias relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *